Porqué las dietas no funcionan

0
(0)
Hacer dieta es un proceso que se encuentra entre las experiencias más ineficaces y más curiosas del ser humano. ¿Que otra ocasión hay en que la gente se someta disciplinadamente a privaciones durante días, semanas e incluso meses, con el fin de alcanzar cierto objetivo, para terminar comprobando que el tal objetivo comienza a desvirtuarse tan pronto como ha sido alcanzado? Y por si esta experiencia no fuera suficientemente frustraste, muchas personas que hacen dieta se someten regularmente a este proceso y pierden con gran entusiasmo, y durante corto tiempo, algunos kilos para recuperarlos después.

Son personas que se agotan mental, física, espiritual y emocionalmente, buscando siempre un resultado permanente que no encuentran jamás. Y esta búsqueda, frecuente y estéril, crea el exceso de estrés y el trastorno emocional que tan bien conocen quienes hacen dieta.

Lo que realmente resulta es entender a nuestro cuerpo y sus Cliclos porque aunque no lo creamos realmente podemos comer de todo sin engordar entendiendo que la manera mas saludable es mediante la correcta combinacion de alimentos sin eliminar ningun grupo principal.. es decir, te podras comer un plato de pasta si quieres y tendras resultados permanentes, no temporales.

¿Cuántas dietas han aparecido durante los últimos veinte años? ¿Cincuenta, cien? Si realmente funcionaran, ¿qué necesidad habría de una interminable cadena de dietas? Si las dietas funcionaran, las cifras de obesidad disminuirían, en vez de ir en aumento.

Cuando nos ponemos a dieta, nuestro organismo pasa por una brusca etapa de confusión, mientras intenta adaptarse al nuevo régimen. Después, cuando el régimen termina, tiene que readaptarse al modelo antiguo. Es como coger una varilla de metal y empezar a doblarla y doblarla: finalmente, se debilita y se rompe.
Si sometemos nuestro cuerpo a este proceso de adaptación y readaptación una y otra vez, terminará por debilitarse hasta que sobrevenga un colapso.
Otro problema es que las dietas son temporales; por consiguiente, también los resultados tienen que ser temporales. ¿Queremos ser delgados temporal o permanentemente? Las medidas permanentes dan resultados permanentes, y las temporales, resultados temporales. ¿Nunca has escuchado esta queja: “He probado todas las dietas que se anuncian, y ninguna me ha resultado” ¿Por qué han probado todas las dietas? Si las han probado todas, sin obtener éxito, es porque hacer dieta es encarar mas el problema. Las dietas fallan por lo que llevan implícito de disciplina forzada, algo que muy pocas personas pueden aguantar con éxito cuando se trata de comida. Y sin embargo son muchos los que, al no tener otra alternativa, siguen haciendo lo que siempre han hecho – dieta – porque jamás les han ofrecido otra alternativa viable. Siguen en busca de esa única panacea que, de una vez por todas, pondrá término a la batalla de los centímetros y los kilos.
La gente cede a sus propios caprichos hasta llegar a un punto en que ya no puede mirarse al espejo, o en que se encuentra con que la ropa ya no le va. Entonces, a regañadientes, se obliga a “hacer dieta” para compensar así el anterior exceso de tolerancia. Es como correr a echar llave a la puerta del garaje cuando alguien se ha llevado ya el coche. Es demasiado tarde; el daño esta hecho.
El remedio para estos excesos es, generalmente, la privación, y casi todas las “dietas curativas” que se ofrecen hoy en el mercado exigen que quien las sigue rebaje de peso al precio que sea. Las planes dietéticos son una forma sumamente cara de perder peso, y muchas veces su coste real es el bienestar de la persona. ¿Por qué no funcionan las dietas? La respuesta es, en realidad, muy simple.
¿En qué piensa uno cuando esta haciendo dieta? Tal como me sucedía a mí, generalmente estaba pensando en lo que va a comer cuando finalmente haya terminado con esa dura prueba. ¿Cómo es posible tener éxito con una dieta si uno no piensa más que en comer? La privación no es la forma de lograr una pérdida de
peso saludable y permanente. Generalmente, es a causa de que después uno se atiborra, con lo cual se complica el problema. Entre el privarse y el atiborrarse se establece un círculo vicioso, que es precisamente uno de los muchos inconvenientes de las dietas. Aqui puedes chequear varios articulos donde aprenderás a Adelgazar comiendo que te ayudarán a comer sin privarte de nada y quitarte los kilos demás de una manera saludable sin someter a tu organismo a esa tortura.. sin contar calorias, ni pesar alimentos.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para calificar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Amo la cocina decorar galletas y hacer repostería... Me gradué de Pastelera en la Escuela de Chef, pero aprendo todos los días en especial con tantas buenas recetas en Internet. Aunque no siempre dan TODOS los trucos... “Dime lo que comes y te diré quién eres” ...

2 comentarios en “Porqué las dietas no funcionan”

  1. Hola… he estado checando tu página, que por cierto es muy buena. Una enorme preguntota, que me gustaría que me contestaras..

    Éste es el inicio del Capítulo Primero de Un Libro… Cuál será su nombre, Te lo agradeceré muchisimo si me dices.

    Gracias! 😀

    Porqué las dietas no funcionan
    Hacer dieta es un proceso que se encuentra entre las experiencias más ineficaces y más curiosas del ser humano. ¿Que otra ocasión hay en que la gente se someta disciplinadamente a privaciones durante días, semanas e incluso meses, con el fin de alcanzar cierto objetivo, para terminar comprobando que el tal objetivo comienza a desvirtuarse tan pronto como ha sido alcanzado? Y por si esta experiencia no fuera suficientemente frustraste, muchas personas que hacen dieta se someten regularmente a este proceso y pierden con gran entusiasmo, y durante corto tiempo, algunos kilos para recuperarlos después.

    Responder
    • Hola Lizardo! que bueno que te gusta mi página, gracias por visitarla 🙂 El libro de LA ANTIDIETA, muy bueno y tiene logica lo que dice, si me das un email con mucho gusto te envío el PDF. Un abrazo!

      Responder

Deja un comentario